Agobiante

Amigos de MQF, cómo están? Nosotros bien. Volvimos ayer al CDS después de varios partidos y hoy volvemos con la columna post-partido después de varios….partidos.

El partido ni fu ni fa. Ganó Peñarol 2 a 1 a Boston River y por ahí nomás. Lo que estuvo salao salao fue la calor. Ah muchacho!! Te asabas ayer!! Salvo claro estuvieses en la Henderson o fueses de los 30 o 40 del Boston que tenían sombra a placer. Creo los muchachos de la Cataldi que estaban en la bandeja de abajo podrían agarrar algo de sombra también. El resto: en el horno. Literalmente. Algo que no ayudó fueron las clásicas ineficiencias inexplicables de los uruguayos en estos casos. Afuera del CDS no conseguías agua. La señora de la tortas fritas (sí, tortas fritas hirviendo recién sacaditas) se quedó sin aguas marca perro en un santiamén. Las pocas que tenía flotaron unos segundos en la piscinita de agua y hielo que era la heladerita de espuma plast, mientras hacía la cola de carboneros/as sedientos/as que las agotaron rápidamente. Igual, si eras de los afortunados que la compraban, te la tenías que tomar ahí porque después los de seguridad no te las dejaban pasar. La clásica montaña de botellas decomisadas también estuvo presente en el CDS.

Una vez adentro, la fila para conseguir una botellita era interminable. Al menos no era al sol! Ya en el correr del primer tiempo se habían acabado y solo quedaba coca cola. Había fila hasta para ir al baño, aunque claramente no era para orinar, sino que para refrescarse con una mojadita o para rellenar cualquier cosa parecida a un recipiente. Otro ejemplo de la ineficiencia uruguaya: los mates. Andaban por todos lados. Esa estupidez cultural que tenemos que nos cagamos de calor pero cargamos con el termo y mate abajo del brazo. Éramos 8 o 9 ayer y habían 5 mates. Unos cracks! Ninguno tuvo la idea de meter agua fría y pasarlo como mate? Y….no. Así que faltaba el agua pero no el matecito calentito. El único que fue productivo y eficiente a morir fue el vendedor de helados. Lo tenían loco al hombre con la venta y poco demoró en remarcar el precio de los palitos de agua un 50% más. Aplausos!! Momento tenso vivimos en el segundo tiempo cuando unos hinchas desesperados le pidieron unos helados, a lo que el vendedor respondió: “me queda solo casata”. “Esto me va a salir un ojo de la cara”, fue seguro lo que pensaron. Pero no tanto te digo. 70 pesitos dijo el hombre siendo que los palitos de agua valían 30, no sonaba tan mal. Entregó las “casatas” a los hinchas, y cuando estos seguramente se aprestaban a comerla con los dedos, el hombre (semi agachado por cierto) entró a hurgar con vehemencia en el bolsillo trasero. Cualquier mal pensado pensaría que se estaría rascando el culo a causa de la transpiración de esa parte del cuerpo sometida a la calor, pero no, el hombre extrajo cucharitas de plástico. En bolsitas individuales!!! Para voooosss!!! mal pensado!!!

Pero la tarde y la calor nos dejaron una sorpresita que no estaba en lo papeles. Dos escalones más arriba, un niño se sintió mal y largó un chivo en la grada. Tallarines con tuco y se disipó así un poco la gente en el sector. El calor y la brisa hacían su trabajo, propagando el tufo entre los presentes. Pero fue cosa de unos minutos ya que al cabo de los mismos estando a 40 grados de temperatura, el chivo ya se iba pareciendo más bien a una sopa deshidratada. Con el cambio de categoría de socio CAP creo que me corresponde un día a elección en la Henderson por año. Me dormí la siesta. Debió ser ayer. Todo esto que nos pasó en la Damiani, en la Henderson seguro no pasaba. Hasta seguro nos mandaban un limpiador al mensaje del altoparlante “se solicita personal de servicio en el pasillo 3”. Menos mal que llevé gorro! Digo esto porque no soy habitué en el uso de dicha prenda. Al punto que un par de veces me llevé la mano haciendo visera siendo que ya contaba con una. Un pancho!

Del partido poca cosa para decir. Peñarol salió fuerte a tratar de marcar rápido y el Hormiga Valdez salió rápido a marcar fuerte. Uno metió una plancha tempranera y el otro un gol tempranero. Fácil deducir. El gol lo hizo el mejor jugador de Peñarol. El Cebolla Rodríguez definió una jugada que armaron por izquierda Canobbio y Fidel. En momento del gol, Boston River jugaba con 10 porque Pablo Alvarez había salido sentido y el cambio no había entrado. Siguió Peñarol dominando e insitiendo sobre el arco visitante. Algún tiro de afuera, una chance de Fidel tapada por el arquero y un penal no cobrado contra Canobbio, dicen, no la vi por tele. Pero se animó el Boston. Lo dejaron venir y en 5′ armó por lo menos tres jugadas claras. Una buena combinación que terminó con un mano a mano tapado por Dawson a Nadruz, un tiro de afuera de Scotti sacado magistralmente también por Dawson y otro mano a mano tapado por Dawson a Mastriani luego de una grosera distracción de la zaga mirasol. El Kevin se ganó el aplauso de todo el CDS.

Al segundo tiempo salió Palacios en lugar de Fidel que quedó un poco tocado y se prefirió reservarlo. En el segundo tiempo siguió el dominio de Peñarol que intentaba entrar más que nada por izquierda. Alguna que otra combinación interesante pero que quedaba por esa. El equipo parecía haberse quedado un poco. Lo sacaron también a Maxi y lo pusieron al Toro Fernández, que lo vi muy luchador pero poco claro. También entró el Lolo que erró un gol claro y luego unos minutos más tarde llegó el segundo del Cebolla. Cazó un rebote y le pego de afuera, con la suerte de un desvió en Valdez que ayudó a meterse. Quedó un poco de tiempo para el sufrimiento ya que descontó Boston River a través de Diego Scotti que metió un lindo gol luego de un descuido en un córner. Sobre el final pudo ser el empate pero la pelota pareció sorprender al jugador Bostonense? Fa! Cómo les dicen? En fin, lo erró y terminó. 3 puntos y la punta para el Carbonero. Semana que viene tiene que visitar a Cerro en el Trócolli.

PEÑAROL 2:1 BOSTON RIVER

Cancha: Estadio Campeón del Siglo. Jueces: Gustavo Tejera, Carlos Barreiro y Andrés Pollero.

PEÑAROL: Kevin Dawson, Guillermo Varela, Fabricio Formiliano, Ramón Arias, Rodrigo Rojo, Giovanni González (77′ Fabián Estoyanoff), Walter Gargano, Cristian Rodríguez, Agustín Canobbio, Fidel Martínez (46′ Cristian Palacios) y Maximiliano Rodríguez (64′ Gabriel Fernández). Director técnico: Leonardo Ramos.Suplentes: Thiago Cardozo, Luis Maldonado, Mathías Corujo y Guzmán Pereira.

BOSTON RIVER: Kevin Larrea, Ronald Araújo, Carlos Valdez, Guillermo Fratta, Pablo Alvarez (7′ Enrique Etcheverry), Diego Scotti, Agustín Nadruz, Martín Arguiñarena, Robert Flores (55′ Federico Gallego), Gonzalo Mastriani (77′ Maximiliano Sigales) y Maximiliano Callorda. Director técnico: Alejandro Apud. Suplentes: Gonzalo Falcón, Joaquín Pereyra, Agustín Gutiérrez y Wiston Fernández.

GOLES: 6′ Cristian Rodríguez (P), 74′ Cristian Rodríguez (P), 82′ Diego Scotti (BR).

Tarjetas amarillas: 30′ Guillermo Fratta (BR), 47′ Rodrigo Rojo (P), 73′ Diego Scogtti (BR), 90′ Agustín Nadruz (BR).

Anuncios

2 comentarios en “Agobiante

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s